Sacrificado el valiente BATTLE OF MIDWAY

Por Enrique Salazar

​Nunca tuvo la suerte de su lado, pero lo que sí demostró siempre fue un gran corazón. Se entregaba por completo en cada presentación y así se ganó el derecho a ingresar a la cría apenas finalizó su campaña de 3 años.
Battle of Midway (14-19, Smart Strike en Rigoletta, por Concerto) sufrió una severa lesión en su miembro posterior derecho esta mañana, mientras briseaba sobre la arena de Santa Anita Park (California). De tal magnitud fue su lesión que debió ser sacrificado. El noble ejemplar se entrenaba con miras a buscar gloria en la arena de Meydan (Dubai), donde participaría a finales del próximo mes en la Dubai World Cup (G1).


​Ganador de la
Breeders’ Cup Dirt Mile (G1, Del Mar, 1600m, 1:35.20) en 2017, además de figurar en el Santa Anita Derby (G1, Santa Anita Park, 1800m, abril/08) y en el complicado Kentucky Derby (G1, Churchill Downs, 2000m, mayo/06), el entonces potro fue llevado a servir como semental. Por ello, no debía estar esta mañana trabajando en Santa Anita Park. La razón para esta fatalidad fue su poco rendimiento como padrillo, cuando en 2018 se mostró prácticamente infértil, preñando sólo 5 yeguas de un total de 60 yeguas servidas. Por ello, WinStar Farm (Kentucky) y sus socios decidieron regresarlo a la actividad pistera, retornando a finales de 2018, cuando logró un par de triunfos clásicos, incluyendo el Native Diver S. (G3, Del Mar, 1800m, 1:50.23) en noviembre pasado.

Su más reciente actuación la cumplió a principios de mes, en el San Pasqual S. (G2, Santa Anita Park, 1800m, 1:46.95), cuando dio una vibrante batalla para vencer al calificado McKinzie (15, Street Sense en Runway Model, por Petionville) en la que sería una extraordinaria despedida. Dejó su récord entonces en 8-4-2 (16 acts.) y elevó sus ganancias a $1,589,049. Demostró entonces que tenía el mismo coraje de cuando potro y se le enfocó en el viaje a Dubai para buscar un logro mayúsculo. Hoy todo ello se frustró. Habrá que esperar por esos 5 potros, posibles retoños de la clase de su padre. Hasta siempre caballo valeroso. Eso fue Battle of Midway.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *