HE RUNS AWAY SE CONFIRMÓ COMO EL MEJOR 3 AÑOS 

Hipismo Internacional – Argentina
Por Enrique Salazar
Imagen

Photo Credits @GusDuprat

​El nieto paterno del extraordinario Galileo (Sadler’s Wells) superó todos los retos que le planteó el Gran Premio Nacional (G1), disputado en el tradicional hipódromo de Palermo sobre 12-½ furlongs(2500m). Enfrentando a 14 rivales, cambiando a pista de arena y con 2-½ furlongs (500m) adicionales, con respecto a su reciente victoria en el Gran Premio Jockey Club (G1), lograda sobre 10 furlongs (2000m) en la grama de San Isidro, y se llevó con total facilidad el tercer paso de la Triple Corona argentina, para así quedarse con 2 de las 3 coronas y ponerse a la cabeza de su generación.

Sorpresa en su victoria anterior, ahora He Runs Away (Heliostatic en Heaven To Sally, por Honour and Glory) contó con el apoyo del público, aunque no unánime, pues era igualado en la preferencia del público apostador por Giant Steps (Not For Sale en Call Her The Cat, por Tale of the Cat), que poco hizo para justificar su favoritismo esta vez.

La parte inicial de la prueba tuvo como gran animador al invicto, ganador en su única presentación, Dubai Blue (E Dubai en Which is Which, por Russian Blue), que se encargó de marcar los parciales durante los primeros ¾ de milla, dejando 23.11 (2 furlongs)(400m), 47.98 (4 furlongs)(800m) y 1:13.14 (6 furlongs)(1200m), seguido de cerca por Grand Soho (El Corredor en Bachelorette, por Mutakddim) y Bounce Back (Incurable Optimist en Black Orchid, por Intérprete), mientras He Runs Away se desplazaba 7º, a mitad de lote, intentando colocarse en las líneas más externas del lote.

Rumbo a la milla (8 furlongs), cedió Bounce Back y atacaron, por fuera, Mateco (13, Borrego en Implosión, por Vision and Verse), con ciertos tropiezos, y el perdedor Puerto Escondido (13, Hurricane Cat en Surf Point, por Louis Quatorze). Se conformó así un cuarteto en punta, siempre liderado por Dubai Blue, ahora muy presionado por Grand Soho. Detrás de esa pared de 4 potros, cazándolos, venía accionando He Runs Away, movido temprano esta vez por su jinete Rodrigo Blanco.

Los 4 punteros tomaron el codo final apareados, con Grand Soho tratando de dominar, pero apenas pisaron terreno derecho surgió, por fuera, con mucha intención He Runs Away, y se vino, libre de obstáculos, a la cabeza de las prueba. Grand Soho insistió pero, castigado con mano izquierda, He Runs Away mostró mucho fuelle y comenzó a desprenderse a mitad de recta, para definir con soltura y con mucha facilidad. Cruzó la meta con su jinete parado sobre los estribos y clara ventaja de unos 5 cuerpos. Guapeando, en sorprendente carrera, Grand Soho se mantuvo en el 2º lugar, mientras que para la 3ª posición remató Don Archi (Archipenko en Doña Ideal, por Sunray Spirit), el ganador del Clásico Jockey Club de la Provincia de Buenos Aires (G2) en el hipódromo de La Plata. El registro final de la prueba fue de 2:38.51.

Imagen

Photo credits @GusDuprat

He Runs Away, ganador en su 2ª salida sobre 7 furlongs (1400m) en tiempo de 83.79, a los 2 años, en junio pasado, realizó su 4ª salida como tresañero, todas en competencias Grupo 1. Habiendo llegado 6º en el Gran Premio Dos Mil Guineas (G1) en la grama de San Isidro (8 furlongs)(1600m), el 30 de julio, mostró mejorías llegando 4º en el Gran Premio Polla de Potrillos (G1) en Palermo (8 furlongs)(1600m), el 03 de septiembre.

Sin embargo, con 2 furlongs (400m) adicionales en el Gran Premio Jockey Club (G1) sobre la grama de San Isidro todo fue distinto, sorprendiendo con una victoria contundente, que ahora reconfirmó en superficie de arena y con más de distancia. Excelente labor del entrenador Gustavo Romero y clara conducción de Blanco, que nunca dudó de la superioridad de su conducido. El potro, nacido y criado en el Haras “Santa María de Ararás”, volvió a ganarse los elogios del propietario Walter González (Stud “The Guante”). Ahora Líder de la generación nacida en el 2º semestre de 2013, su campaña queda resumida en 3-0-1 (6 acts.), sumando con este triunfo $83.333.

He Runs Away pertenece a la 1ª producción en Argentina del semental irlandés Heliostatic (Galileo en Affianced, por Erins Isle), ganador a los 3 años del Meld S. (G3) y hermano del destacado Soldier of Fortune (2004), ganador del Irish Derby (G1). Convertido en el primer ganador clásico G1 para producido por su padre, adicionalmente, el castaño extiende la influencia del considerado mejor padrillo activo del mundo, Galileo (Sadler’s Wells en Urban Sea, por Miswaki), que cada vez más se siente en América.

​En su pedigree resalta un linebred, 4×5, al insuperable Northern Dancer (Nearctic en Natalma, por Native Dancer), logrado con balance de sexos, pues se tienen como fuentes al poderoso Sadler’s Wells (en Fairy Bridge, por Bold Reason) y a la notable matrona Northern Sea (en Sea Saga, por Sea-Bird), ésta la madre del ya desaparecido gigante genético Southern Halo (Halo), el mejor semental de la época moderna en Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *