Castellano alcanza las 5,000 victorias

Por Roberto Rodriguez
Foto: Coglianese Photo

Galardonado cuatro veces con el premio Eclipse (2013-2016), el jinete Javier Castellano, se unió al selecto grupo de fustas en alcanzar la marca de 5,000 carreras ganadas en la hípica norteamericana. Castellano logró la anhelada marca a través del ejemplar Runaway Lute (Midnight Lute) en el Hudson Handicap $150,000 en el hipódromo de Belmont Park. Veintidós temporadas (incluyendo la presente), le tomaron al venezolano para hacer realidad uno de sus sueños desde que decidió convertirse en jinete profesional, durante ese tiempo ha labrado grandes hazañas como el Travers Stakes G1 en seis ocasiones, dos veces el Preakness Stakes G1 (2006 y 2017), ocho veces la Breeders’ Cup resaltando entre estas por supuesto la Breeders’ Cup Classic G1 del 2004 con el ejemplar Ghostzapper (Awesome Again). Castellano posee hasta el momento el récord de mayor cantidad de dinero producido en una temporada con $28,120,809 en el 2015, exaltado al Salón de la Fama del Hipismo de los Estados Unidos en el 2017, Javier Castellano es sin duda uno de los mejores jinetes en la historia de este deporte.
Y ahora sí, vamos a la crónica pura. Castellano montó 9 veces el sábado en Belmont Park y ganó 3 de esos compromisos, consecutivamente. Los 3 fueron clásicos, es decir, que se llevó el 37,5% de las pruebas clásicas disputadas (8). Y se hizo dueño del show, porque además sumó las victorias 4.999. 5.000 y 5.001, iniciando una cuenta que llegará lejos de ese hito de las 5,000 victorias. ¿Qué carreras ganó? Ganó el Mohawk S. (1700m, grama, $200,000) guiando a Offering Plan (12, Spring At Last en Rosalie Road, por Street Cry), un pupilo del líder Chad Brown, la 3ª Carrera de la jornada. Seguidamente, impuso a Runaway Lute (14, Midnight Lute en Nikki Tootsie, por Waquoit) en el Hudson H. (1300m, $150,000), éste un entrenado de Gary Contessa y que quedará en los libros como la victoria 5.000. Y poco después, en la 5ª carrera, el Ticonderoga S. (1700m, grama, $200,000), donde impuso a Fifty Five (14, Get Stormy en Soave, por Brahms), otro pupilo de Chad Brown, iniciando así el vuelo hacia quién sabe cuántos triunfos por encima de los 5.000. Serán muchos más y esperamos que entre ellos esté ese “Derby de las Rosas”, no una sino varias veces.

Iniciando su campaña en USA hace 21 años (1997), Javier Castellano, ha logrado ganar 5,001 carreras a la fecha, luego de cumplir 27.453 compromisos de monta, el 18,2% de sus actuaciones. “He tenido una carrera exitosa pero no siento que he llegado al final. Aún tengo retos, el número uno es ganar el Kentucky Derby (G1). Estoy muy orgulloso de estar junto a los que me acompañan”, afirmó Javier a la prensa, no sin antes agradecer a todos los involucrados en su éxito, dueños, entrenadores, gente de cuadra, agentes, etc., pero sobre todo a su familia, a su esposa y a sus hijos. “No es una profesión fácil” señala, como si no lo supiéramos. Es esa una de las tantas razones para que el mundo te admire Javier, pero hay muchas más, tu clase como jinete y como persona, esa maestría conduciendo caballos de carrera y conduciéndote en el día a día.

Castellano cuenta con cuatro premios Eclipse y es uno de los residentes en el Salón de la Fama. Sus conducciones han sido productoras de premios totales de $313,677,494, al presente, según lo reportado por Equibase. Ha sido jinete de grandes caballos, tal vez liderados, desde mi punto de vista, por Ghostzapper (00, Awesome Again en Baby Zip, por Relaunch), con el que ganara una Breeders’ Cup Classic (G1) inolvidable, hoy en día un trascendente reproductor, siendo el abuelo materno, nada más y nada menos, que del Triplecoronado Justify (15, Scat Daddy en Stage Magic). También montó al importante Bernardini (03, A.P. Indy en Cara Rafaela, por Quiet American) en su victoria en el relevante Travers S. (G1); al excelente Flintshire (10, Dansili en Dance Routine, por Sadler’s Wells) en su recordado triunfo en el Sword Dancer S. (G1); y fue el jinete del potro del momento, Catholic Boy (15, More Than Ready en Song of Bernardette, por Bernardini), en su reciente victoria en el Travers S. (G1). Tiene el récord de dinero producido en una temporada, $28,120,809, logrado en 2015, habiendo estado muy cerca de ese monto en 2016 y 2017. Este año, con 185 triunfos a la fecha (20,2% de sus compromisos), se ubica 3º en la estadística general de jinetes, acumulando producción monetaria de $20,732,479, siempre usando la data que aporta Equibase.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *